GALLETAS DE MAIZENA Y LECHE CONDENSADA

Galletas de Maizena y leche condensada
No os voy a engañar y decir que he hecho el descubrimiento el siglo porque no sería verdad y yo mentiras no cuento. Llevo viendo esta receta en blogs casi desde cuando empecé con el mío hace 9 años. Recuerdo perfectamente la primera vez que la vi.  No sé si fue en un blog o en una página Brasileña que me sorprendieron unas galletas blanquísimas hechas con Maizena ( me encanta la idea!!) y con leche condensada (uyyy, no me gusta tanto). Y es que en todos estos años nunca he llegado a hacerla precisamente por eso, porque la leche condensada “no me mata”. Y como consecuencia, el dulce de leche, tampoco. Ya, ya. ya me dieron lo mío en Instagram. Pero bueno, yo no me meto con las cosas que no os gustan, así que me puedo permitir al menos decirlo.

En cualquier caso, lo que yo os quería contar que este pasado fin de semana he estado impartiendo los nuevos cursos de Repostería Americana y Pies Americanos aquí en Santa Cruz, en Delicias de Charlott. A la hora del coffee break, además de hacer unos cafés y unos tés divinos, Bibiana y Andrea nos sacaron unas bandejas con bizcochos, pastas de te y unas galletas blancas redondas. Por alguna razón fue lo primero que cogí. Al primer bocado miré a Bibiana y le pregunté con la boca llena ¿pero esto qué es?. Creo que ella pensó que no me gustaban, pero es que estaba extasiada con el sabor y la textura. Bibi me dijo que eran Polvorosas, galletas de Colombia y que estaban mas ricas mojadas en el café. ¿Más ricas? pues sí, era posible.

Galletas de Maizena crudas

Al llegar a casa me puse a buscar la receta famosa  que nunca se me olvidó. La tenía impresa y recortada, con lo que no tengo exactamente la fuente. Está en portugués y las explicaciones son solamente tres líneas (jajaja, sí, ese tipo de recetas) pero bueno, quedaron perfectas. Tienen un sabor neutro, pero a mi me gusta. Y lo más importante, a mi chico también y eso que no le gustan las galletas ¿a quién no le gusta una galleta?….¿i quin ni li gisti il dilci di lichi? . En fin, que tienen una textura abizcochada muy rica pero sí que están mas ricas mojadas en el café. Pero cuidado, no te recrees al meterlas, porque de lo contrario se desintegran :-)

Y antes de empezar con la receta os dejo los lugares donde impartiré próximos cursos de Pies Americanos, Repostería Americana y Bundts: Madrid, Sevilla, Palma de Mallorca, si pinchas en el enlace verás mas ciudades…

Galletas de Maizena y leche condensada

GALLETAS DE MAIZENA

INGREDIENTES:

  • 175 gr. fécula de maíz (Maizena)
  • 25 gr azúcar glass
  • 100 gr. leche condensada
  • 65 gr. mantequilla
  • 1 yema de huevo

PREPARACIÓN:

  • Tamizar la Maizena con el azúcar glass
  • Batir la mantequilla con la leche condensada hasta que estén ambos ingredientes perfectamente integrados.
  • Echar la yema y mezclar bien.
  • Incorporar la harina con el azúcar.
  • Colocaremos la masa, que estará muy blanda y poco manejable sobre un papel film. La aplastaremos y la dejaremos enfriar en la nevera (30 minutos) o congelador (15 minutos).
  • Prepararemos una bandeja de hornear galletas con papel de hornear.
  • Precalentar el horno a 160º
  • Con una cucharita iremos cogiendo porciones pequeñas de masa, de aproximadamente 12 gr. Con las manos enharinadas haremos bolitas y las rebozaremos en un poco de harina.
  • Las colocaremos sobre la bandeja de hornear separadas por unos 5 cm.
  • Meteremos de nuevo las galletas en el congelador por espacio de unos 5 minutos.
  • Pasado este tiempo las aplastaremos suavemente con un tenedor.
  • Hornearemos las galletas en el horno precalentado durante 12-15 minutos.
  • Dejaremos enfriar en una rejilla.
  • Las podremos guardar en un tarro de cristal o en una lata.

OBSERVACIONES:

  • Yo sustituí 50 gr de Maicena por harina de arroz. ¿Por qué? Ni idea. La dos harinas estaban la una al lado de la otra en la estantería del supermercado y las pillé las dos.
  • Utilicé la harina de arroz para rebozar y darle forma de bolita a la masa de las galletas.
  • Con esta receta me salieron unas 30 galletitas de aproximadamente 11 gr. que serían del tamaño de un huevito de codorniz crudas y antes de aplastarlas y aproximadamente 4,5 cm de diámetro ya horneadas.
  • Recuerda que debes separarlas bien porque se expanden .
  • Supongo que en cada pais se llaman de una forma diferente

Si te ha gustado este post puedes compartirlo desde los botoncitos que puedes encontrar mas abajo. Y si quieres también puedes dejar un comentario.

34 Comentarios

  • Laura dice:

    Bea, cada vez que dices que has impartido un curso, me muero de envidia :-) no tienes pensado hacer ninguno en Alicante??jejeje lo llenarías seguro.
    Te sigo desde hace años y lo que más me gusta de tus recetas (además de que son preciosas) es que nunca fallan. Besos!

  • Naza dice:

    OOHH!!, Se ven deliciosas y delicadas!!, creo que las probaré, porque me encantan para decorar la comunion de mi hijo.

    Gracias!!, una vez más… y en ésta además, no tengo que modificar ninguna harina!!
    Besiños

  • Carmen dice:

    Hola Bea! Debo estar de lunes porque no veo dónde se incorpora la yema de huevo, o si es para pincelarlas antes de meterlas al horno… Mil gracias

    Carmen

  • Soledad dice:

    Hola Bea me suena a que son increíbles!! No esta en la lista por lo tanto no debe llevar pero pregunto! No lleva ningún tipo de leudante?
    Gracias cariños desde la patagonia Argentina

  • Sosiree dice:

    Hola Bea, aqui las polvorosas (Venezuela) son hechas con manteca (esa como la Crisco), azucar y harina de trigo. Estas q hiciste de maizena son diferentes. En textura son muy parecidas, en sabor ya no tanto. Ambas me encantan!

  • Mamma mía Bea qué cosa tan rica, me encantan así tan blanquitas y sencillas. Tienen que estar riquísimas. Me apunto a merendar, yo llevo el café o Té lo que prefieras y tú pones las galletas :-) bsts guapa

  • Seguro que las preparo….¡no tengas la menor duda! ¡Se ven deliciosas! Pero bueno….de lo que tú haces, ¿hay algo que no lo sea?
    Besos,
    Olga

  • Celiakum dice:

    Yo también las he probado y están deliciosas, pero de repente se me ocurrió que tal estarían con harina de almendras …. y estoy en ello, cuando las pruebe os cuento. Un saludo

  • No le gusta la galleta, no le gusta la galleta, es lo que más se me ha quedado en el cerebro, en serio? había alguien en este mundo que no comiera galletas? Yo moriría, en verdad me muero cada vez que como una galleta porque no puedo parar, y estamos en verano, y estoy a dieta, y…me muero, me voy por un paquete de galletas, supongo que si las como sin que nadie me vea, no me engordarán!!!
    Sabes, tengo esta receta en mi lista para hacer desde hace mil años, pero me pasa que a veces dudo si saldrán bien o no, y todo depende de la fuente. Obviamente ahora que la publicaste, ya sé con son un hit.

    • Bea dice:

      Mi problema, como el tuyo, es que no puedo comer solo una galleta, jajajajaj ahora compro las de las letritas de Ikea que son minúsculas, y cuando me da una necesidad imperiosa me mojo tres o cuatro en la leche y se me pasa el apuro. jajajaj Un beso querida!

  • Patricia dice:

    Buenos días Bea, yo he hecho tus SNICKERDOODLES dos veces en la última semana, han sido todo un descubrimiento. Tendré que ponerme con estas, que serán geniales como todo lo que nos enseñas. Un saludo

  • Cristina dice:

    Hola Bea ! Me salieron bien las galletas. Las guarde en un frasco de vidrio a ver si no se humedecen. Anoche les puse cereza y nuez pegadas con dulce de leche ! Riquisimas para el te. Gracias por tus explicaciones.

  • Mercè Vallvé dice:

    Buenas, cuando vi estas galletas, pensé que serían una maravilla por la versatilidad q me proporcionaban. Las podíamos comer en casa, las podía llevar a una fiesta donde hubiera algún celíaco, se les puede incorporar te matcha por su blancura… Pero al hacerlas este sábado… Oh, horror!!!! Aunque quedaron preciosas, el sabor es totalmente harinoso (y cómo crudo, aún estando bien cocidas).
    No le encuentro la sutileza de la leche condensada, y al no gustarme el café, no pude hacer la prueba de mojarlas, a ver si mejoraba.
    Así que me sentí un poco frustrada, pensando en qué me ha salido mal.
    Me desquite haciendo unas cookies y luego… Volví al ataque y las hice de nuevo!!!! Pero mismo procedimiento, idéntico resultado. Ahora que releo tu receta, pienso que la clave pueda estar en la harina de arroz que tu le has puesto. Y es por eso que te hago esta pregunta: ¿las has hecho con toda la harina de maíz? Si es así, ¿se nota el cambio de sabor?
    Bueno, espero q tu repuesta me ilumine hacia unas galletas tan deliciosas como bonitas.

    Muchas gracias.

    • Bea dice:

      Pues yo creo que las has hecho bien pero a lo mejor es que sencillamente no te gustan. Hay veces en que no hay que darle mas vueltas a las cosas y creo que este es su caso. El añadirles esa mínima cantidad de harina de arroz no les cambia el sabor en absoluto. Posiblemente es que no te gusta el sabor a Maicena…..

  • Maribel dice:

    Hola Bea. ¿Cómo hay que poner el horno, con calor arriba y abajo, o solo abajo?. Tengo los ingredientes preparados para hacer estas galletas, a ver qué tal me salen. Gracias.

  • Maribel dice:

    Hola Bea:
    ¿El calor del horno se pone arriba y abajo, o solo abajo?. Gracias.

  • Susana dice:

    Hola Bea! Ami me paso algo parecido tambien hace dos años. Cerré mi Bakery monísima por varias razones: dos niñas pequeñas, ser autónomo (si hay algo tan agotador como ser ama de casa es ser autonomo) y el cansancio. En un año y dos meses tuve que despedir tres trabajadores, un juicio con una de ellas que incluso me amenazó de muerte, otro con un constructor que se fue con mi dinero…. y cientos de tartas, miles de cupcakes y cookies. No hay nada peor como asimilar que tu ilusión, tu tercer hijo, el trabajo que te gusta y tanto tiempo dinero y sifrimiento te ha costado conseguir,te está amargando la vida. Desde la decisión hasta el cierre,traspaso y venta de lo que pude pasaron algunos meses. Mi idea era limpiar mi casa en condiciones, pasar más tiempo con mis niñas y disfrutar trabajando desde casa. Empezó a darme pereza repostrear, como si lo culpara de mi desgracia. Aunque feliz de mi decisión y de lo que había aprendido en el camino, la gente que había conocido y la pena de tantísimos clientes apenados. Y empiezo a engordar…y a sentirme mal. En fin,y aquí estoy ahora otra vez. Las recetas de cookies de tu primer libro se me quedan cortas, mi pasión por comer sano pero rico y mi dieta antes convertida en una loca anti-multinacionales que está intentando y consiguiendo no consumir productos procesados (y perder algunos kilitos) . No se, hacia tiempo que no leía tu blog y tenía que contarte todo esto. Eres tan cercana, y contestas los comentarios de instagram😂, y despues de hacer tantas de tus recetas y releer tanto tu libro te siento un poco como una amiga. En fin, que estas galletas las hice hace como cuatro años y me parecieron muy secas, como los alfajores argentinos. Pero les voy a dar otra oportunidad y las haré mañana, junto con las cookies y las snickerdood les que les encanta a mis niñas. Si vienes por Cádiz te tengo que conocer!!!😚

    • Bea dice:

      Muchas gracias Susana!! Pues sí… así es la vida….Espero que como yo te empieces a sentir un poco mejor…. (por cierto las galletas si que son secas, como los alfajores, a lo mejor te siguen sin gustar, jajaja)

  • mari carmen dice:

    Bea cuando y donde estaras en Sevilla en el enlace no aparece

  • Anais dice:

    Hola me podrías dar las medidas en tazas.

  • Alicia dice:

    Hala, ¡qué buena pinta!. Me apunto la receta :)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *